viernes, mayo 16, 2008

La legitimidad de la razón (Editorial)

Cuando los políticos de cualquier país dado pertenecen a una minoría de opinión en su localidad, y por avatares del destino, encima de todo tienen que enfrentarse a un líder que goza de la gran mayoría del apoyo popular, suelen desestimar dicha ”popularidad” con el argumento de la fuerza de la razón, y por encima de cualquier otra consideración. Al fin y al cabo, han existido muchos líderes mundiales muy populares, y que a la poste han resultado ser muy dañinos para sus pueblos, y para la democracia. Algunas veces las nefastas consecuencias de sus acciones hasta conllevan guerras, dictaduras, miseria, epidemias, sequías, muerte, destrucción del medio ambiente, y demás males bíblicos de antaño.

Y tienen razón. No siempre popularidad, implica legitimidad. Pero estarán muy equivocados quienes piensen que estoy hablando del presidente colombiano, aunque si lo haré sobre Colombia, pero más adelante. No es así. Hablo del candidato demócrata Barack Hussein Obama Jr., el que según las encuestas norteamericanas, es un fenómeno electoral y político. Para algunos representa la nueva alternativa a los “antiguos abusos y desusos del poder”. La renovación de la clase política norteamericana, o la “sangre fresca”, destinada a reemplazar a George Bush, el actual presidente de los Estados Unidos, y que a diferencia del primero en cambio, brilla por romper todo récord precedente de impopularidad.

¿Y qué cosas impopulares ha hecho Bush últimamente? Pues nada más ni nada menos, que decir públicamente, y ante el Parlamento de Israel durante una visita de Estado, que “él [Bush] no cree que la gente [en Estados Unidos] conozca lo suficientemente bien a Obama, y que no se explica por qué hay tantos que lo apoyan”. Y es que créanlo o no, Bush hacía una reflexión legítima ante los herederos sobrevivientes del holocausto judío. Algo así como que antes y durante la Segunda Guerra Mundial, mucha gente opinaba que había que “dialogar con Adolf Hitler, porque de seguro así podían convencerlo de que lo que estaba haciendo, no estaba bien”, y quizás la guerra y sus nefastas consecuencias hubieran podido evitarse. ¿Qué habría pasado si les hubieran hecho caso?, se preguntaba.

Sin embargo los grandes medios destacaron otros apartes muy similares, aunque dejando un poco de lado la esencia del mensaje. El Mundo de España por ejemplo, titulaba: “Bush dice que hablar con Ahmadineyad es como haberlo hecho con Hitler”. Pero leer este titular, sin conocer el antecedente de la razón que llevó al contenido del titular anterior, es simplemente destacar un segmento del mensaje sin el contexto adecuado, y hacerlo ver [a Bush] como si en vez de dar una opinión política, estuviese lanzando un ataque sin sentido. Y es que Obama lo dijo claramente, que el dialogaría de “tú a tú” con los líderes de regímenes absolutistas y extremistas -en otras palabras-, como los de Corea del Norte, Venezuela, Irán y otros, pues está convencido que “hablando todas las cosas se arreglan”.

Ese es en esencia el gran cambio que propone Obama a la compleja artimaña de amenazas contra la estabilidad mundial. En cierto modo, pretende así alegar, que es él precisamente, quien posee la fuerza de la razón. Una especie de elegido, por el estilo de "Neo" (anagrama de ONE) de la trilogía Matrix, capaz de producir el cambio socioeconómico que tanto anhelan sus seguidores, y como reza el lema central de su estrategia electoral, “Change”, el famoso eslogan de su campaña. A la crisis económica y de petróleos, seguramente respondería restringiendo el comercio con otras naciones, y por supuesto, también dialogando, por lo visto. Parece pupilo del expresidente colombiano Andrés Pastrana. El que es visto por algunos como el nuevo John F. Kennedy, lamentablemente no recuerda que su mítico predecesor se distinguió por saber cuando puede y debe dialogarse, o cuando el interlocutor y antagonista político, está poseído por la sed de conquista y ambición. Imaginémonos sólo por un momento, qué hubiera pasado si ante la grave Crisis de los Misiles en Cuba, Kennedy hubiera respondido con un intento de diálogo con Nikita Jrushchov…, antes de bloquear militarmente los barcos soviéticos cargados con ojivas nucleares en el Caribe.

Ahora que ya está madura la idea, pasemos al plano nacional. Rafael Pardo Rueda, un brillante ex Ministro de Defensa de Colombia, que opina en su columna de El Tiempo sobre el cómo no debieran utilizarse las informaciones del PC de alias Raúl Reyes, las mismas que fueron declaradas como auténticas por la INTERPOL el día de ayer: “Al parecer, el Gobierno considera que el éxito de la lucha contra las Farc estaría comprometido mientras territorios de Ecuador y Venezuela estén a disposición de este grupo armado.(..) Es razonable esta apreciación del Gobierno. Lo que no es razonable es el método seguido para cortar los apoyos y lazos de las Farc en estos países. La vía de filtrar informaciones que comprometen a Chávez y a Correa con las Farc no ha hecho que los lazos de este grupo armado en esos países se corten, sino que ha provocado que las relaciones se deterioren de manera grave.”

Palabras más, palabras menos, Pardo pretende evitar olímpicamente el grave tema de la carrera armamentista de Venezuela, denunciada hasta el cansancio en este blog, y de alguna manera también sugiere el diálogo diplomático, o dicho en otras palabras, una especie de “coman callados”, para mantener buenas relaciones con los vecinos beligerantes. Por supuesto, en defensa del ex ministro hay que decir, que apoya la lucha antisubversiva del gobierno en muchos aspectos, pero ante las graves evidencias que incriminan a Chávez y Correa en un complot de éstos contra las instituciones legítimas del gobierno, y por ende en contra del pueblo colombiano, sugiere “pasar de agache”. Es lo que llaman en Alemania “Die Vogelstrauss-Politik”, o la “política del avestruz”, en español. Es interesante anotar, que en mi opinión, Pardo es un político honesto. De pronto ya no es tan brillante como antes. El tipo es hasta buena gente.

Y Obama también lo es. Pero si es que hasta parece que Bush y Obama están emparentados, y este tipo también tiene carisma sin duda, por algo le va ganando a la Clinton, que resultó con parentescos menos políticos, pues parece ser familiar de la cantante Madonna, pero bueno, esposa de expresidente. Todo eso está muy bien. Pero…, ¿debe un presidente defender a su nación cuando está bajo ataque, o debe dialogar? ¿Debemos someternos para que los venezolanos nos compren yuca, plátano y arroz, y los ecuatorianos compren dentífrico y betún colombianos? ¿Tienen Correa y Chávez la potestad de atacarnos y amenazarnos, y nosotros el deber de callar? ¿Qué es más costoso? ¿Ignorar los archivos verificados por la INTERPOL, y “hacernos los pendejos” con los graves crímenes ahí denunciados? ¿O seguir escuchando por la tele las amenazas y calumnias "bolivarianas" diarias contra nuestro país? Porque hay muchos colombianos, aunque sean minoría, que comparten la postura de Pardo, y de acuerdo a la cual: “Poner a Chávez o a Correa contra la pared no mejora la seguridad local”.

Afortunadamente en el caso de Colombia, el presidente Álvaro Uribe Vélez tiene la legitimidad de la razón, y la legitimidad que da el representar a la mayoría en cuanto al interés popular. Tiene ambas cualidades. Hubiera podido ser completamente al revés, como en Venezuela. O sólo lo uno, y no lo otro, como en Estados Unidos, actualmente. Pero he ahí el meollo del asunto, a veces las dos cosas van de la mano, para bien. Pero, por si todo esto no fuera suficiente, escuché decir por ahí el otro día que, “La verdad os hará libres”. THL

ACTUALIZACIÓN 28/05/08: Interesante artículo relacionado con este tema - Editorial de EL TIEMPO: Obama y Colombia - "Sea estrategia o compromiso con Colombia, el discurso de Obama ratifica que, en el tema de seguridad, la política de Washington sería más de Estado que de gobierno".

5 comentarios:

Julián Ortega Martínez dijo...

Vea pues. Pero cuando el ídolo de los derechistas, el decrépito John McCain salió diciendo que va a hablar con los extremistas de Hamás o con los sirios, por ejemplo, NADIE dice nada. Es que cómo van a dejar que un negro sea presidente, si es negro, musulmán (FALSO, como desmintieran CNN o ABC hace rato) y por lo tanto "terrorista".

Me imagino que para el editorialista los centenares de muertos en Iraq y Afganistán no valen nada (al fin y al cabo los unos son soldados gringos estúpidos, los niños no son tan "inocentes" y pues muy de malas si están ahí -es que Dios los castiga por ser musulmanes, deberían ser católicos y vivir en Medellín- y los demás unos musulmanes suicidas y locos), pues lo que importa es seguir derramando sangre ajena para demostrar "firmeza" (claro, firmeza para que las petroleras se enriquezcan en el lodazal de cadáveres; ese es el "patriotismo del siglo XXI"). O al menos eso es lo que se desprende luego de leer el artículo (espero estar equivocado esta vez).

Si Obama va a "dialogar" con esos gobiernos, ello no implica que necesariamente vaya a "cederles" o a entregarles el país. Él no es imbécil (definitivamente no es Misael II) y nadie en EUA va a permitir semejante idiotez. No es el debilucho que muchos afirman, ni el "ultraizquierdista" ni el "socialista" (o "comunista") que gente de la calaña de Bill O'Reilly vocifera a diario en Faux News (el RCN gringo), el evangelio del gringo ignorante y obeso. EUA es un país un poquito más serio que ciertos muladares tropicales. El festival de plomo no ha funcionado, ¿se les ocurre otra opción mejor? Y si los diálogos no funcionan, ¿a alguien con dos dedos de frente se le ocurriría seguir 'dialogando'? ¿No ha funcionado la estrategia con el tirano Kim Jong-il en Corea del Norte? (Sí, ha funcionado, así a algunos les duela)

Lo que quiero decir es que la comparación de Obama-Bush con [insertar aquí opositor que más se odie]-Uribe es, al menos en este caso, totalmente ridícula y fuera de contexto. Es rico hablar de "firmeza" con la libreta de segunda clase en la billetera, Thilo. Y más cuando se sabe más bien poco de política estadounidense, cuando se ignora que los propios republicanos le hacen barra a Hillary porque es hasta más "derechista" que McCain y cuando la terquedad de la hipócrita ex primera dama juega a favor del partido del que está en la Casa Blanca. Además, ¿las dos mismas familias en el poder durante por lo menos 20 ó 24 años? ¿Qué es esto, una monarquía?

Acá, da lo mismo quien gane, este seguirá siendo el patio trasero gringo; a final de cuentas todos son la misma vaina. Pero si Obama llega a la presidencia -cosa que dudo bastante no porque carezca de méritos (el tipo tampoco es perfecto, tiene un ego inmenso, pero no es sólo "carisma" como algunos, empezando por Hillary, dicen), sino porque la maquinaria de calumnias del GOP saldrá con toda la artillería lista-, estoy seguro de que será asesinado. La caterva racista y santurrona que pulula en el "país de la libertad" no se quedará quieta. Asesinar en nombre de Dios está de moda, como lo estuvo alguna vez hacerlo a nombre del socialismo. Mientras la sangre sea la de otros, ¿qué importa, verdad?

¿Carrera armamentista venezolana? ¿Con qué ejército, perdón? ¿Venezuela tiene ejército? ¿Tienen siquiera la décima parte de la experiencia que tienen los soldados muertos de hambre que combaten a la guerrilla y que son obligados (algunos) a hacerles mandados a los niños "díscolos" de las AUC y sus "nuevas" de-generaciones? Está bien ser precavido, prevenido, etc. Pero ponerse paranoico por un ejército al que le quedan grandes unos avioncitos es la misma paranoia de algunos falsos "libertarianos", incansables mamadores de la teta estatal vía servicio exterior, quienes ven terroristas en todas partes. Por favor, si Chávez fue capaz de dar la orden de enviar "tanques a la frontera" por televisión, ¿qué clase de "estratega" puede ser? Y a todo eso llaman "razón"... en fin...

Un saludo.

EDITOR GENERAL (THL) dijo...

Don Julián: Veamos:

En la primera parte del primer párrafo de su comentario, usted concentra la parte rescatable y válida de su comentario, la parte que incluso hubiera podido llegar a ser "contundente". Cita usted fuentes que demostrarían un "doble estándar", o presunta hipocresía por parte del Partido Republicano, pues existen videos y testimonios que demuestran claramente que McCain habló de dialogar con el gobierno sirio y con los líderes del partido palestino Hamas, hace unos dos años. Ello es cierto. Sin embargo tales diálogos estaban supeditados de antemano a que se reconociera a Israel como estado, y se renunciara a la premisa del exterminio de este pueblo. Subrayo y enfatizo el "de antemano". Siempre fue así. No puede decirse lo mismo de los demócratas de hoy en día, ni de los acercamientos recientes de Jimmy Carter -en un acercamiento paralelo no concertado con el Estado norteamericano ni el israelí, y que no está condicionado a que se cumplan unos mínimos, es decir, el derecho inalienable de Israel a prevalecer como estado y como pueblo. Todo lo anterior era lo que presumiblemente criticaba George Bush. En alguno de los links que usted mismo suministra ahí o más adelante, está la aclaración oficial del jefe de campaña de Mc Cain. Ahora, yo estaría dispuesto a aceptarle su argumento, y a pesar de lo anterior, si la premisa central fuere únicamente dialogar o no hacerlo. Sin embargo fui muy específico cuando di el ejemplo de Kennedy y Cuba, donde señalaba que debe saberse cuándo dialogar y cuándo no hacerlo. En pocas palabras, usted descontextualiza el argumento.

En cuanto a que Obama sea negro, o musulmán, es usted quien introduce el tema. En NINGUNA parte de este artículo hay mención alguna al hecho per se de su raza, o descalificativo religioso o racial. No acepto que usted pretenda enlodarme en una supuesta actitud racista, o de intolerancia religiosa. Pero ya que pone el tema, supone uno que debe ganar el mejor candidato, sin suponer su raza, sexo, o dicho sea de paso, su edad. Porque usted claramente califica a McCain como decrépito, y hasta donde yo entiendo, esa es una clara referencia a su edad.

Peor aún, usted afanosa- y preocupadamente aclara a los lectores que "Obama no es musulmán", que eso es "falso", porque usted con sus propios prejuicios supone que un musulmán no podría ser presidente, ni mucho menos un "negro musulmán". Por supuesto que NO es musulmán, pero ese es otro argumento que usted introduce artificialmente. Lo que deja en franca evidencia que usted sí es racista. De hecho usted es un racista solapado de "raca mandaca", como decimos los bogotanos. O un “morrongo” [hipócrita] como dirían los costeños. De cualquier manera, en mi opinión, ni religión, ni sexo, ni edad son criterios que debieran tomarse en cuenta en una argumentación genuina.

El segundo párrafo, demasiado ofensivo. Presupone usted de manera agresiva y alevosa que me alegro de la muerte de seres humanos, más allá de a qué bando pertenezcan. Tampoco sé que parte de este artículo da pié para que usted con su "estilo característico" deduzca tamaña estupidez e injuria. Y más allá de que mis apreciaciones políticas no correspondan con las suyas, usted se atribuye olímpicamente el derecho a juzgarme de manera grave, e imputarme una actitud complaciente con el dolor humano, y complicidad con quienes lo infligen. Y nuevamente, nada tiene que ver el argumento suyo con el contenido del artículo. Usted es un descarado. Si alguien estuviere insinuándole cosa medianamente parecida en su colectivo, en alguno de sus artículos, ya estaría usted denunciando "unanimismos" y exigiendo "rectificaciones".

El tercer párrafo de su comentario deja entrever más prejuicios suyos, y según los cuales, en otras palabras, "Todos los conservadores / derechistas / republicanos ven RCN y/o Fox News, y son fanáticos de O'Reilly". En otras palabras, todos son iguales. Si usted sabe tanto de política estadounidense, entonces debería saber -por ejemplo- que el TLC no fue aprobado por todos los congresistas republicanos, asimismo, no todos los demócratas votaron en contra. Con la guerra sucede algo parecido. Palabras más, palabras menos, así como la sociedad estadounidense es multiétnica y heterogénea, así lo son también los integrantes de los dos partidos políticos hegemónicos. Y no todos los partidarios de la Clinton son feministas, ni mucho menos demócratas racistas. Tampoco todos los partidarios de Obama lo son porque éste sea negro, de hecho, esa es la razón de menor peso. Son partidarios de él porque creen en su proyecto de gobierno, o porque creen que puede llevar a su partido al poder de nuevo. Sin embargo, podría haber una minoría de demócratas machistas que lo apoyan, ¿por qué no? Por otro lado desconocer que Mc Cain no es Bush, más allá de que uno o ambos no sean de su agrado, es otra forma maligna de meter a todos los protagonistas en el mismo saco. De hecho es enemigo ideológico de Newt Gingrich, un republicano solapado dizque religioso, que estuvo a cargo de investigar a Bill Clinton cuando lo del affaire con Mónica Lewinsky, y el estaba haciendo lo mismo, como se sabría después. Este señor se la ha montado a algunas minorías religiosas y étnicas en Norteamérica, como los latinos y católicos... ¿Y quién los ha defendido? Mc Cain. Yo estoy convencido de que las características positivas y negativas que definen o no a los norteamericanos como sociedad, van mucho más allá del reduccionismo simplista, y la muy limitada visión humanística de algunos pocos anarquistas, como usted.

En el cuarto párrafo afirma usted que los "republicanos le hacen barra a Hillary": ¡Pues obvio! Si usted tuviera mínimas nociones de ciencias políticas, sabría que la premisa máxima del político es acceder al poder. Eso sí ya es demasiado elemental. Si ellos [los republicanos] quieren seguir en el poder, les conviene que los demócratas, su partido opositor, estén divididos. Lo felicito, acaba usted de descubrir que "el agua moja". Por eso mismo la Clinton está recibiendo tantas críticas y presiones para salirse de la contienda por parte de los partidarios de Obama, y eso, por no mencionar que la Clinton ha trabajado con un presupuesto muy pero muy inferior, y ha logrado superar a Obama en el número absuluto de votantes a su favor. En mi opinión, y más allá de que yo mismo he criticado a la Clinton por muchas cosas en el pasado, se necesita mucho valor y coraje para seguir luchando como ella lo hace, con casi todo en contra. Es una berraca. Es una mujer con mucha clase, y carácter, cualidades estas últimas, que bien sé que al comentarista en cuestión no le agradan en absoluto -¿una alergia?-, como tratare de demostrarlo “contundentemente” en otro de sus tantos comentarios ofensivos, y alusivo a una supuesta "libreta de segunda"

Sobre el quinto párrafo, lo único que comentaré es que las víctimas mortales del socialismo extremista no son cosa del pasado, como usted pretende hacer ver. En Cuba, Bolivia y Venezuela, por ejemplo, son pan de todos los días. Y Corea del Norte es otro ejemplo, y que usted mismo trajo al caso, de manera que no siga contradiciéndose. Y lamentablemente también lo es en Colombia, con la gran salvedad de que la gran mayoría del pueblo raso está con un gobierno que intenta combatir a las Farc, último reducto extremista del comunismo y del terrorismo de la ultraizquierda.

Finalmente, y según el sexto y último párrafo entonces, según usted, Chávez no ha adquirido armas por doquier de todo tipo, y de alta tecnología. Según usted, ni siquiera tiene ejército -supongo por extensión que tampoco tiene milicias urbanas formadas por la guerrilla colombiana-, ni mucho menos capacidad bélica para amenazarnos. Y finalmente, nunca supimos cuál era su posición con respecto a las denuncias basadas en los PC's incautados a alias 'Raúl Reyes', una cuestión central del artículo, y sobre la cual usted no especifica. Seguramente para poder decir que es "que lo interpretaron mal", y que quienes no estemos de acuerdo usted, somos de lo peor. Mejor dicho, los que somos católicos y de derecha, dos características que usted odia desde lo más profundo de sus entrañas..., prefiero ni preguntarme qué tipo de trauma pudo haber sufrido, para venir a un blog tan humilde como este, o desproticar e insultar con tanto odio y evidente desprecio.

Y la perla es su remate, Un saludo....
En resumen, su comentario es como si le regalaran a uno alguna especie de perro Pit Bull contagiado con el virus de la rabia, y luego para "suavizarlo un poco", le colocaran una cintita rosada en la cabeza, quizás para que se vea más "kiut"...
ATTE El "Editorialista" THL
NOTA: En el futuro si quiere volver a publicar comentarios en este blog, aténgase al tema, y evite las ofensas personales. Si eso es demasiado pedir, entonces deberé indicarle que se abstenga de volver a comentar aquí. Los debates de altura y con argumentos son bienvenidos, los insultos, bien sean solapados o francamente abiertos, no están permitidos.

Julián Ortega Martínez dijo...

Bueno, Thilo, antes que nada creo que deberíamos dejar ambos el juego de "adivina qué piensa el otro", porque veo que da lugar a malentendidos y le echa más leña al fuego de una discusión que no tiene por qué llevarse así.

No soy racista ni mucho menos anarquista. Y en otros apartes de su comentario insinúa o supone prejuicios míos de los que carezco, o que no son como usted afirma. Lo que me ofendió de su accidentado escrito, y lo dije en el primer comentario, fue esa comparación que, a mi juicio, no tiene cabida aquí.

Aclaradas las suposiciones mías sobre lo que usted escribió (creo que en alguna parte de mi comentario escribí que deseaba estar equivocado en ese sentido), vamos por partes.

Uno, y aquí vamos con las suposiciones, creo que no se entendió el sarcasmo de alguna de mis frases (como la parte de "negro musulmán"). No soy yo el que no quiere que en EUA haya un presidente negro y musulmán como usted insinúa. Es toda la derecha y la ultraderecha gringa que ve terroristas en todas partes después del 11-S (por eso también la necesidad de "aclarar" que Obama no es musulmán, por ejemplo). Además, despertó mi suspicacia el hecho de que usted mencionara el segundo nombre del candidato Obama, mientras que no menciona la W. de George W. Bush, para distinguirla de su padre, también ex presidente.

Estoy de acuerdo con usted en que "debe ganar el mejor candidato, sin suponer su raza, sexo, o dicho sea de paso, su edad", de ahí que así como Obama no debe ganar por ser negro, ni McCain por ser "mayor", Clinton no debe ganar por ser mujer; quien gane debe hacerlo por ser el mejor. No obstante, en un país tan racista como EUA, que a las malas permite que haya "diversidad", es claro que para muchas personas ese sea un issue, un tema con mayor importancia de la real.

Sobre Hillary Clinton, creo que más que "berraquera" se trata de terquedad. Y si el presupuesto de Hillary es inferior ha sido precisamente por esa terquedad, amén de su arrogancia y de otras características negativas (allá igual que acá las campañas se arman a punta de donaciones, y la mayoría de los donantes a la campaña de Obama ha aportado cantidades pequeñas de dinero). Y no sé de dónde saca usted que Hillary tiene mayor votación popular en las primarias que Obama (si eso fue lo que quiso decir), pues eso no es cierto (Clinton llevaría la delantera si se tuvieran en cuenta las primarias de Florida y Michigan, estados cuyas regionales demócratas fueron sancionadas y sus primarias declaradas nulas por el partido debido a que realizaron dichas primarias antes de la fecha autorizada; en Michigan ni siquiera estaba el nombre de Obama, por ejemplo).

Ahora, estoy de acuerdo con usted en que la violencia a nombre del socialismo no se ha terminado. Pero lo que escribí, sin negar esa violencia, es que no está "tan de moda" como la violencia a nombre de Dios o de cualquier religión, especialmente después del 11-S. Ambas formas son tan execrables la una como la otra, sin embargo, no hacen deleznables per se la religión o la ideología socialista. Se puede matar en nombre de cualquier cosa. Más que anticatólico, como usted afirma (algo que tampoco es cierto), soy (furiosamente, eso sí) anticlerical, por muchos motivos, algunos de los cuales usted conoce perfectamente.

Sobre Chávez, le reitero que nunca negué que ese señor (ya que los insultos están prohibidos acá) comprara armamento. Lo que digo es que, con todo y sus compritas, su ejército no está lo suficientemente preparado para una confrontación con Colombia, pues mal que bien nuestra guerra interna ha obligado a las Fuerzas Armadas (en particular al Ejército y a la Policía, no tanto a la Fuerza Aérea ni a la Marina) a prepararse, entrenarse y a tener la experiencia en combate que los venezolanos no tienen. Como si fuera poco, muchos militares venezolanos son conscientes de esas limitaciones y saben la estupidez que representaría enfrentarse con Colombia, con "intervención" gringa o sin ella.

Y sobre los computadores de alias Raúl Reyes (aclarando de paso que mi silencio sobre el tema no fue a propósito, sino más bien producto del hartazgo con el tema), creo firmemente que, gracias al espectáculo armado por Santos y su séquito, se echó a perder una gigantesca investigación que, con ayuda de autoridades y de partidos de oposición venezolanos y ecuatorianos, hubiera propinado un golpe muy fuerte y definitivo a Chávez (la pérdida del poder, incluso) y, en menor medida, a Correa, así como a todos los demás, colombianos y extranjeros, que realmente estén involucrados con las FARC. Yo le creo a la Interpol, desde luego, pero no tenemos garantías de que esos equipos no hayan sido "plantados" allí, ni de que muchas de las cosas afirmadas allí (como la plata que supuestamente les dio Chávez, no me sorprendería que fuera así) sean totalmente ciertas (no sé, de pronto Chávez no les dio esa plata, no alcanzó a dársela, no era toda esa plata, etc.), como el cuentico del uranio, que resultó ser semi-inofensivo, de un equipo médico desechado y con el que iban a estafar a las propias FARC, que al parecer no iban ni siquiera a usarlo sino a revenderlo. Gracias al bombo que se dieron, muchas de las pruebas (en el ejemplo que cito, consignaciones bancarias, cuentas en el exterior, transacciones, recibos, etc.), que podían obtenerse a partir de esos indicios presentes en los Toshiba y demás hardware hallado en el campamento, deben haber desaparecido "misteriosamente" hace meses ya. ¿Quedó clara mi posición, Thilo?

Un saludo.

EDITOR GENERAL (THL) dijo...

Don Julián: Celebro que esta vez hubiere logrado dirigirse a mí sin insultarme, ese sólo hecho ya es bastante rescatable. Empezaré con una cita de su primer comentario, que clarifica su criterio absolutista a la hora de elaborar su propia crítica: "O al menos eso es lo que se desprende luego de leer el artículo (espero estar equivocado esta vez).". De resto, si usted es el lector "suspicaz" que dice ser, o el elegido -NEO- de la Real Academia de la Lengua Española, compare las supuestas conclusiones que usted sustrae en su tercer comentario, a partir del primero. Ni la lógica, ni la más amplia interpretación linguística, permiten llegar a las conclusiones que usted sustrae. No ahondaré más en este punto, haciendo la salvedad de que mantengo todo lo dicho, y ya he sustentado con suficiencia mi opinión sobre su primer comentario. Me sigue pareciendo completamente insatisfactoria su explicación. Pero que sean los lectores los que decidan cada uno. Lo invito a someterse a la opinión pública, en vez de intentar manipularla. Tengo pocos lectores, pero son más bien inteligentes, más allá de que estén o no de acuerdo conmigo.

Sus observaciones sobre el PC de 'Reyes' son sensatas, aunque no las comparto. Buena parte de la opinión pública, y especialmente aquella que se halla inmersa en una oposición absoluta y absolutista al gobierno central, como usted y muchos de los críticos de la oposición en general, viven reclamando -con razón- el esclarecimiento de múltiples crímenes de grupos ilegales de "ultraderecha", exigiendo se hagan públicas las denuncias y se destape a los implicados. Ahora, llegado el turno de la contraparte, claman por una supuesta "imprudencia" en la revelación de informaciones que según algunas personas como usted, perderían su "acerbo probatorio" por ser públicas. En últimas, la libertad de información se relativiza brutalmente cuando los involucrados son actores ilegales y terroristas de la contraparte. INACEPTABLE. Pero hay otra razón mucho más importante. Si así y todo, Doña "Teodora de Bolívar / Chávez" y compañía están alegando que estas informaciones son una "cortina de humo", imagínese que no se estaría inventando Gustavo Petro, que en un macabro juego de palabras ya salió a defender a los terroristas de las Farc desconociendo el fallo inapelable en mi opinión de la INTERPOL, sobre el contenido genuino de los aparatos. Pero además si vamos a apelar a conceptos anglosajones como la "duda razonable" -que no es equivalente a la presunción de inocencia-, entonces tendremos que hacer lo mismo con todo el mundo, es decir, tanto involucrados en la parapolítica como los de la farcpolítica. Porque si según usted es razonable presumir de antemano que los computadores fueron plantados en el lugar de los hechos, o que no es posible verificar legalmente su contenido, ¿entonces que pasa con los testimonios, computadores y demás pruebas del otro bando? ¿Es ésa su tesis? Y por favor, si decide responder, sea más exacto y específico esta vez. Aclaro que "más exactitud", o sustentar razones, para mí no significa suministrar un número determinado de links, sino atenerse a la verdad de los hechos. En resumen, tales ambigüedades sólo favorecerían la reinante impunidad, y a la que yo personalmente, no pienso seguirle el juego. Gracias a Dios no soy el único que piensa así.

Y si usted quiere usar adjetivos desobligantes que describan a los protagonistas de estas coyunturas, bien pueda. Yo mismo califiqué públicamente a Rafael Correa como rata en un artículo reciente. Aunque no creo que sea un insulto, es la verdad. La prohibición a la que hago mención se refiere a mí o a los otros comentaristas que pudieren haber en este blog. En líneas generales considero mi deber evitar que se den insultos y amenazas entre los comentaristas, para no demeritarme ni demeritar mi modesto medio de comunicación. Del resto aquí no hay censura, creo, porque esto que afirmo aquí no es una norma absoluta, que haya que seguir al pié de la letra. En general, con algo de sentido común se puede decir lo que sea.

En cuanto a la Clinton, la discusión sobre quién posee realmente la mayoría del voto popular, como ya lo especifiqué, la favorecería a ella según estas fuentes (al conteo válido hasta el 21 de mayo):

Clinton gana en Kentucky y promete seguir dando guerra
http://www.elpais.com/articulo/internacional/Clinton/gana/Kentucky/promete/seguir/dando/guerra/elpepuint/20080521elpepuint_4/Tes

More on Clinton's Popular Vote Claim - May 21, 2008 12:44 PM
http://blogs.abcnews.com/politicalpunch/2008/05/more-on-clinton.html

Clinton: Superdelegates Trump Popular Vote
http://www.huffingtonpost.com/2008/02/14/clinton-superdelegates-t_n_86656.html

Ahora, por favor no me vaya a explicar cómo funciona el sistema electoral norteamericano. Ya todos sabemos que lo que cuenta, de acuerdo a las reglas de esta democracia, son el número de delegados y superdelegados, y que favorecen a Obama, igual que el dinero de las grandes corporaciones y contribuyentes adinerados. Usted ni siquiera hace el ejercicio, así sea por rutina, de preguntarse del por qué los que poseen todo el dinero en Norteamérica prefieren a Obama, y no a la Clinton. Lo anterior a mí no me quita el sueño, porque de hecho claramente prefiero a Mc Cain, aunque ello me valga insultos o injurias. Y aunque dicha preferencia no hace parte de mi artículo. Y aunque más allá de que esté equivocado o no, mi artículo es un libre ejercicio de expresión, que no atenta contra el derecho de otras personas a expresarse ni ningún otro derecho. En cambio su primer comentario, si es un claro atentado a la libertad de expresión. Y eso a mí sí que me ofende.

ATTE "El Editorialista" THL

realitycenter dijo...

Los invito a que visiten www.realitycenter.tk