miércoles, febrero 27, 2008

Héroes y antihéroes (Editorial)


“La dictadura, devoción fetichista por un hombre, es una cosa efímera, un estado de la sociedad en el que no puede expresarse los propios pensamientos, en el que los hijos denuncian a sus padres a la policía; un estado semejante no puede durar mucho tiempo.”
Winston Churchill
Diecisiete policías discapacitados, la mayoría de ellos con amputaciones de una o ambas extremidades inferiores, como consecuencia de enfrentamientos con bandas criminales como la guerrilla de las FARC, hicieron rodar sus sillas de ruedas a puro pulso durante varias semanas a través de los sinuosos trayectos de las carreteras nacionales, hasta completar un camino de 530 km. Lo hicieron para clamar por la libertad de sus compañeros secuestrados. A esta hora son recibidos como héroes en la capital colombiana por las muchedumbres en la calle, aglomeradas alrededor de la Avenida El Dorado, junto al monumento de los Héroes Caídos en Combate, donde recibirán honores militares.

En una coincidencia irónica, en este mismo instante estos héroes le han robado el protagonismo al presidente Hugo Chávez de Venezuela por sus gestiones humanitarias en la liberación de cuatro ex congresistas colombianos, que estaban en poder de las FARC, y fueron liberados el día de hoy precisamente. Una de las liberadas fue Gloria Polanco, una mujer con una historia familiar muy trágica. A dos de sus tres hijos los secuestraron en el 2001 las FARC. Luego fueron liberados sus hijos, pero al no poder pagar el monto monetario exigido por la guerrilla a cambio de su liberación, el ex senador Jaime Lozada, marido y padre de los anteriores, fue asesinado como retaliación, y ella fue secuestrada.


El día de hoy la cadena TELESUR –uno de muchos medios al servicio del gobierno venezolano-, transmitía las imágenes en que los guerrilleros le daban flores a Gloria Polanco, que “para que se las llevara a la tumba de su marido”. Luego siguieron en el libreto las imágenes de la ex congresista en cuestión, con un claro Síndrome de Estocolmo dizque agradeciendo entonces el gesto “humanitario y gallardo” -en otras palabras- de sus victimarios. Simultáneamente el ministro venezolano Ramón Rodríguez Chacín y sus colaboradores una vez más refiriéndose a los captores terroristas como “camaradas”, al igual que el día en que fue liberada Clara Rojas, la madre de Emanuel, un niño de historia milagrosa, nacido en cautiverio.

Y por supuesto, una vez más la guerrilla exige despejar Florida y Pradera para liberar a los casi ochocientos secuestrados restantes aún en su poder. A pesar de las extremas condiciones, no todos los rehenes ni sus familiares han caído en el facilismo de proponer que se le otorguen a la guerrilla todas sus exigencias. A esta hora habla Luis Eladio Pérez, uno de los secuestrados liberados hoy en CARACOL RADIO, sobre su actitud de no mirar a las cámaras ni hablar para no colaborarle a la guerrilla en la elaboración de pruebas de supervivencia. Según sus propias palabras, la “práctica asquerosa” de la guerrilla de negociar con el dolor de las familias, y aún tratándose de la suya propia, es intolerable. También relata que la mundialmente famosa secuestrada ciudadana colombo-francesa, Ingrid Betancourt, es objeto de tortura psicológica y sistemática por parte de sus captores.

Para finalizar, un reducido sector de la sociedad colombiana convoca a unas marchas para el próximo 6 de marzo, bajo el supuesto de protestar contra los innegables crímenes de lesa humanidad perpetuados por los paramilitares y otros agentes paraestatales. Esta marcha sí cuenta con el apoyo irrestricto del Polo Democrático Alternativo, partido de izquierda colombiano, en contraposición a la multitudinaria y mundial marcha del 4 de febrero pasado en contra de las FARC, donde este partido se negó a condenar específicamente a esta guerrilla, porque se trataba de una “marcha del odio”, según ellos. Defensores de esta iniciativa alegan, entre otras cosas, que no participar de la misma sería avalar los crímenes cometidos en el pasado por este sector de la ultraderecha, y hasta se toman el atrevimiento de tildar de “doble moral” a todos los colombianos que no quieren participar o apoyar esta marcha, en cambio.

La gran mayoría de colombianos, sin embargo, piensan que si bien los crímenes de unos y otros son igualmente condenables y merecen escarnio público, que dicha marcha tiene una agenda oculta. La agenda de presionar al estado por el despeje de Florida y Pradera precisamente, y poner a la guerrilla de las FARC al mismo nivel ético y moral al de las instituciones del estado, y en especial a sus fuerzas armadas, que con mucho sacrificio han reestablecido en gran parte el orden y la seguridad nacional, llevando a la guerrilla a un repliegue táctico estratégico. Por eso, si bien es cierto que los graves crímenes de las autodefensas que se han acogido a la Ley de Justicia y Paz –a la cual también se han sometido guerrilleros desmovilizados- , así como otros gravísimos crímenes como el de la matanza de Jamundí, merecen ser sometidos a todo el rigor de la ley, tampoco deja de ser cierto que esta marcha, a diferencia a la de febrero, tiene una agenda política e ideológica inaceptable.

Por eso estos millones de colombianos que provenimos tanto del interior del país como del exterior, seguiremos los informes de la marcha desde las pantallas de los televisores, o por la radio, si acaso. Seguiremos orando por todos los desaparecidos y víctimas de la violencia, y por los demás secuestrados, sin distinciones ideológicas ni políticas, y sabiendo que ni los defensores de la guerrilla, ni los defensores de las autodefensas, son quienes para decirnos que está bien o que está mal, o cuándo marchar o cuándo no hacerlo, o cómo debe opinarse o cómo no debe hacerse. La mayoría de colombianos sabemos de historia, porque ya la hemos vivido en carne propia.

Y es que hasta los desmovilizados de la guerrilla claman contra estas prácticas chantajistas y vejámenes inmorales de sus ex jefes terroristas. Por eso, a diferencia de la marcha del 4 de febrero que fue apoyada sin atenuantes ni reservas por parte de este blog del OIMC, y con todo el dolor del alma por algunos de los dolientes que clamarán ese día por la justicia para con sus familiares, muchos colombianos no podremos avalar una marcha a favor del expansionismo chavista, o a favor de la beligerancia nicaragüense, o lo que es más grave, a favor de sus secuaces "beligerantes". ¡Mamola!

9 comentarios:

bellaco dijo...

Siempre he admirado el compromiso de los periodistas colombianos con la verdad, a pesar del contexto muchas veces complicado.
Un gran abrazo desde el desierto de atacama.

G-russo dijo...

no es cuestion de ser izquierda o derecha, blanco o negro, soy de izquierda estoy de acuerdo por muchos de los ideales por los que pelea las farc, pero tampoco puedo tolerar que para llegar a tal fin torture, mate y secuestren a gente inocente, es el tiempo de la lucha de ideas, las armas son del siglo pasado, pero con la actitud de miles de colombianos de menospreciar a los guerrios tampoco van a llegar a ninguna parte, es tiempo de aceptar que somo diferentes.......

EDITOR GENERAL OIMC dijo...

Bellaco: Gracias. Es grato que aprecien el trabajo de uno. ¿Desierto de Atacama? Está usted rodeado por los mejores observatorios astronómicos del planeta. Me da envidia. Un abrazo a usted y a todos los hermanos chilenos. Saludos.

G-russo: Se le reconoce su sinceridad, pero, ¿cuáles son los ideales de la guerrilla, según usted? La cuestión es que salvo algunos países como Nicaragua y Venezuela, y que tienen oscuros intereses estratégicos y políticos sobre Colombia, nadie más niega que los actos terroristas de cualquier grupo deslegitiman cualquier causa, suponiendo que la tuvieran. Es más, el nuevo presidente de Guatemala precisamente, y quien es de izquierda, condenó públicamente a las FARC y los catalogó como lo que son, terroristas. Gracias por su comentario y saludos.

ERAGON dijo...

Y todavia estas ratas insiten en el despeje
DESPEJE NPP.
Ver No al despeje: www.confesionesdeeragon.blogspot.com

Mornatur dijo...

De todos modos la marcha de marzo en contra de las autodefensas deja el mal sabor de un berrinche infantil de "yo también quiero". Digo, ¿Qué les costaba sacar esas mismas pancartas el 4 de febrero? Con la autorización expresa de marchar en todas las ciudades del país, nadie se hubiera opuesto... dijeran lo que dijeran los organizadores. En mi ciudad, por ejemplo, SÍ MARCHARON abiertamente en contra de las AUC, y la solidaridad con esos archantes fue completa.

El primer paso para acabar con esta triste y eterna violencia es acabar primero con esas posiciones radicales. Entender que la izquierda de vieja guardia - el MOIR, la mayor parte del polo, y otros - ya están llamados a la jubilación. Y que la sangre de los colombianos no es del color de ningún partido ni tiene la textura de ninguna ideología: es sangre humana que no debería derramarse por ningún motivo.

Mi razón para no marchar en Marzo es que yo ya marché por eso mismo el 4 de febrero, junto con varios millones de colombianos que gritaron contra las FARC y con toda certeza también pensaron con solidaridad en las víctimas de las AUC.

G-russo, ¿cuáles ideales? Las FARC no los tuvieron ni en principio - el argumento comunista sólo fue una herramienta de Marulanda para seducir a sus soldados tras el fin de la confrontación conservadora-liberal que dio origen al grupo terrorista.

Señor editor del OIMC, considero que este es el espacio adecuado para lanzar una iniciativa de paz.

Varios medios internacionales de comunicación han estado contribuyendo a la desinformación alrededor de los crímenes del grupo terrorista FARC, calificando a los secuestrados como RETENIDOS o como PRISIONEROS DE GUERRA.

La idea es simple: difundir, por cualquier medio posible, un mensaje muy conciso:

NO SON "RETENIDOS"
NO SON "PRISIONEROS DE GUERRA"
NI SIQUIERA SON "REHENES"
HAN SIDO SECUESTRADOS POR UN GRUPO TERRORISTA.

EDITOR GENERAL OIMC dijo...

Eragon: Desgraciadamente el despeje no contribuiría a la paz, sino a respaldar la tesis chavista del "estado dentro del estado", y por ende el estatus de beligerancia tan ambicionado, por no hablar de una zona que facilitaría que se cometieran más crímenes. Y digo desgraciadamente, porque el precio lo pagan los menores de edad encargados de combatir por la guerrilla (20% de los combatientes) y hacerle favores sexuales a sus comandantes. Y lo pagan los secuestrados y sus familiares, y al final, todos nosotros, los colombianos en peligro constante de ser sus víctimas. Saludos y gracias por comentar.

Mornatur: Yo quedé aterrado con el titular del 27 de EL ESPECTADOR: "Cuatro más libres y aún quedan 40". Los 700 restantes no existen entonces, porque no son "negociables ni canjeables", según este medio. Piedad Córdoba además habló repetidamente de los siete liberados (y no 6), en clara alusión cuantitativa a Emanuel, y ningún periodista de ningún medio nacional o internacional la corrigió. Le agradezco me tenga en tan alto concepto como para lanzar una "iniciativa de paz", pero eso está muy lejos de mis habilidades, mis posibilidades, etc. Además, como yo lo veo, la vía militar tendrá que intensificarse para evitar que las nuevas alianzas con Nicaragua y Venezuela le den espacio a la organización para reagruparse, abastecerse de armas y dinero y por ende fortalecerse de nuevo. Hasta que no estén medio doblegados militarmente, no habrá una actitud negociadora realista, imprescindible para cualquier acuerdo de paz. Habrá notado que Chávez le sugirió ayer públicamente a Marulanda que cambiaran a Ingrid de sitio y de captor. El supuesto de tal petición es el de "mejorar la situación de Ingrid". Pero nadie nos garantiza que el mensaje sea otro muy distinto, como por ejemplo que las tropas del estado están a punto de rodearlos y emprender un rescate. La gran pregunta es, ¿cuál de los jefes guerrilleros está a cargo de su custodia, y por ende a punto de ser capturado? Un saludo especial.

EDITOR GENERAL OIMC dijo...

Nota para Mornatur: Obviamente adhiero 100% a su propuesta de llamar a las cosas por su nombre: son secuestrados, víctimas de una práctica reconocida mundialmente como terrorista, como lo es el privar de la libertad a una persona inocente, y exponerla a vejámenes y peligros de diversa índole. Ninguna convención internacional de derechos humanos respetable podría afirmar cosa distinta. Es más, agrego que en el supuesto de un fallido rescate, es claro que tanto desde el punto de vista legal, como moral y ético, la culpa de lo que suceda con estas vidas humanas reside exclusivamente en sus captores. Porque esa ha sido otra estrategia política deplorable de los defensores a ultranza de un despeje territorial, hacer responsable al estado por la vida de los secuestrados en caso de no ceder en esta demanda.

Schlecter dijo...

¿Como se sabe si uno es de derecha o de izquierda?

Me parece que esto de la ley de Godwin

http://es.wikipedia.org/wiki/Ley_de_Godwin

Tiene un corolario colombia y es que estar en contra de la guerrilla significa estar a favor de los paramiliatares.

Yo no se como llegamoa a este punto de tolerar 700 secuestrados en manos de las FARC, y en general de tener mas de 3000 personas secuestradas por diferentes grupos terroristas y de delincuencia comun.

En cualquier pais decete y que se precie democratico, UNA sola persona es motivo del repudio y escandalo.

Pero aqui parece que las cifras se volvieron letra muerta en el papel, y ya comienzan a verse posiciones de que es mas util y que no.

¿Por que los miliatares secuestrados no se amotinan en los campos de concentracion en donde estan siendo vejados por las FARC, ELN, etc, etc)

¿Por que 40 canjeables valen 500 guerrilleros?

¿Hemos de abandonar el rescate militar?

Miren yo no se si soy de izquierda o derecha o centro, lo unico que se es que soy un ciudadano mas que se asusta con la indeferencia del bueno ante tan pasmosas cifras.

¿A que se dedican la FF.AA, si hoy Luis Eladio Perez, precisamente nos recuerda que la mitad del pais esta sembrada de coca, que la ex-zona de distension sigue bajo el control de las FARC, que la politica de seguridad es un fracaso?

Viendo esas cifras de tantos secuestrados no es dificil rebatir lo dicho por el ex-secuestrado.

Si la politica de seguridad delgobierno funcionara, deberian ser considerablemente menos el numero de personas en poder de las FARC.

Porque hay una cosa cierta: ¿Como se logra esconder 3000 personas?

Quiere decir que la delincuencia en colombia al menos tiene otros 3000 efectivos unicamente dedicados a cuidar a los secuestrados.

Porque si estan en grupos de a 50, ¿por que no son detectables desde un helicoptero o desde un satelite?

Una idea sana: En vez de comprar mas armamento, deberian dedicar parte del presupuesto a entrenar mejor a los militares, para que en caso de caer en poder de los terroristas, sepan como escapar e incluso como desarmar a los captores, y asi la guerrilla en vez de llevarse un jugoso botin se lleva mas bien un problema.

Pinchao pudo escaparse, ¿que no harian comandos verdaderamente entrenados para sobrevivir en la selva?

Que el presupuesto se gaste en formar muchomejor a los soldados, asi como el comando Krav-Maga Israeli, en fin digo yo es mas barato entrenar una arma-humana que comprar un avion de segunda.

Aqui un video para que se entienda lo que digo: http://fr.youtube.com/watch?v=hJ1h0uVAGjg

Hay que entrenar bien a nuestros soldados, gastarles dinero en este tipo de entrenamiento, enseñarles como ESCAPAR, para que hagan el rescate militar desde adentro.

Claro a alguno de ustedes les parecera necio y hasta infantil, pero basicamente todo esto se basa en el estudio de la biomecanica humana y el conocimiento de otras artes de guerra.

Mientras..pues tenemos unos militares secuestrados con la voluntad quebrantada.

Y pensando en comprar armamento de segunda.

¿Que alguien investigue y diga que sale mas caro: Aviones o buen entrenamiento?

Mientras alli se pudren unos compatriotas, sin saber la fecha de su liberacion, sin derechos humanos, torturados sicologicamente y fiscamente.

EDITOR GENERAL OIMC dijo...

Hola Schlecter: Estoy de acuerdo en que hay que mejorar muchísimo en la parte técnica y estatégica. Vale la pena recordar, sin embargo, que en mi concepto el logro más importante de este gobierno ha sidi una reducción significativa y continuada en las cifras de secuestros extorsivos. La delincuencia común sigue siendo el causante número uno de este delito, y en ese sentido habría que decir que la política de seguridad ciudadana aún tiene mucho por perfeccionar. En Antioquia se producen el 21% de los secuestros, lo que también apunta a que hay diferencias regionales importantes en cuanto a la efectividad de la política de la seguridad democrática. Otro problema es la no denuncia temprana, pues se ha comprobado que los operativos de rescate son altamente exitosos cuando se inician inmediatamente despues del hecho. Denuncias tardías en cambio favorecen que los captores se pierdan en las periferias de las grandes urbes, o en el campo y en la selva, donde muchas veces los secuestrados son "revendidos" a grupos armados ilegales. Otro problema imnportante es el uso de territorio de los países vecinos como Ecuador y Venezuela, cuyos gobiernos son complacientes y/o cómplices de los secuestradores de forma indirecta, y allí no pueden entrar las fuerzas armadas colombianas por obvias razones. Y las minas quiebrapatas y la decisión del mando de las guerrillas, de eliminar a los secuestrados ante la menor sospecha de un operativo de rescate, y que fue lo que llevó al asesinato de los 11 ex diputados del Valle, cuando aparentemente los guerrilleros que los custodiaban confundieron una columna guerrillera con un escuadrón militar. Y los israelíes generalmente no han logrado recuperar a sus soldados secuestrados con vida, lo que conlleva a retaliaciones como los bombardeos, o originó la guerra contra los terroristas libaneses que terminó afectando a civiles ajenos al conflicto, de lado y lado. Por eso también el ministro de defensa colombiano ha planteado un cerco militar a los guerrilleros, en vez de una penetración de la zona directa. Los secuestrados en el caso de la guerrilla son escudos humanos.
En resumidas cuentas, pasa algo parecido como con el sector de la salud, la prevención primaria es mucho más efectiva que la secundaria o terciaria. Esto es, la política más efectiva es la que crea las condiciones necesarias para que cometer delitos de diversa índole sea más difícil, en vez de crear comandos de rescate. Obviamente no se puede descuidar ni lo uno ni lo otro. Saludos.